jueves, 23 de septiembre de 2010

EL RELÁMPAGO DEL CAMBIO O COMO SER MÁS CURSI QUE LILA MORILLO


Cómo es posible  que las  mayores aspiraciones de los anti-chavistas estén cifradas en un individuo alcohólico como Enrique Mendoza, en una mujer que atentó contra la Democracia firmando el decreto  de Carmona  y ahora habla de ella con un descaro que ni Lady Gaga. Cómo es posible que para el anti-chavismo  Julio Borges, que acaba de descubrir el agua tibia diciendo que el voto es secreto, sea una alternativa; que  Ramos Allup, un individuo amargado, insano, corrupto  y que debe a odiar a Dios por haberle dado esa voz que es anti-política por completo, sea el candidato idóneo para cualquier cosa. Cómo comprende uno que un individuo como Miguel Cochiola que tiene cara de que se va a llevar hasta el termo del café de la Asamblea Nacional, represente para los anti-chavistas  una alternativa para el cambio
Cómo puede ser posible que el mayor orgullo para la oposición zuliana sea un ser como Pablo Pérez que le dio el nombre a su cierre de campaña “Relámpago del cambio” Por el amor de Dios, a qué político serio de este mundo se le ocurriría tamaña ridiculez.
La verdad que si yo fuera  parte del oficialismo  ya estaría diciendo  que después del 26, es propicia la ocasión para que nos “pongamos” en serio en aquel asunto de la revisión, a ver dónde están las fallas nuestras, dónde es que estamos errando, porqué no hemos logrado captar más adeptos a la causa, porque hay todavía (y muchos) “indiferentes” teniendo una oposición como esta; si yo formara parte del oficialismo ya estaría proponiendo  salir a las calles después del 26  para hablar con la gente humilde que considera como opciones a estos seres, y  para develar ese misterio,    preguntarle cómo es que todavía ellos  están votando por esta patota de coños de madre de reconocida y amplísima trayectoria.

2 comentarios:

Ayshane dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
More Baker dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.